domingo, 29 de marzo de 2009

Ser corteses con aquellos que os preguntan



A todos los que habréis leído mi blog, notareis que no hay nada útil para vosotros.

No aparecen descripciones de nada, ni hechos históricos, ni explicaciones de arquitectura, ni de moral, ni hablo de ciudades como Paris, Roma, Barcelona o Berlín. Y es que contar cosas de estos estilos no animan a nadie, y al que las tiene que escribir aun menos.

¡¡Pero!!, recuerdo que una vez un extranjero…terrícola, no extraterrestre, un hombre que no conocía de nada, y que me abordo en plena calle, creo que a mi entender era un hombre muy inteligente, pero muy pesado, no podía ser mas pelma… me pregunto cual era mí parecer sobre la ciudad de Barcelona, y le dije:

--Es una ciudad muy grande, como todas las ciudades… y siguió preguntándome...

--¿Qué es lo que más le llama la atención de esta ciudad?

--¡¡La gente!! - - le dije - -

--Bueno, pero comparándola con otras ciudades, por ejemplo Paris, Madrid--¿que le parece?

--Me encogí de hombros, y murmurándole…es muy grande…ya se lo dije

--¿Pero que mas se puede decir?...me volvió a preguntar

--Entonces, con un tono algo cachondo, le conté que todos los hormigueros humanos se suelen parecer entre si, tanto en avenidas anchas o estrechas…por las que pasean criaturas en extrañas confusiones, unas con aires de importancia, otras detenidas en medio de la calle charlando amigablemente, algunas van cargadas como burros, y otras paseando, o tomando el sol.
Montones de almacenes con productos alimenticios, cantidad de celdas donde los insignificantes mortales, duermen, comen y aman, y un rinconcito donde, mas tarde, reposan sus blancos huesos.
Unas tienen su tipo de folklore, otras diferentes tipos de leyendas, en Barcelona tenemos las sardanas, y en Madrid el chotis…

Mi amigo el “extranjero” –me dijo: Que se había formado una idea exacta de la ciudad de Barcelona y que estaba muy agradecido

Y es que los hay muy pesados ¿verdad?... no cuento más porque me estoy poniendo un poco palizas, y encima me entra un sueño galopante

Espero que tengáis un buen día, o una buena noche dependiendo de lugar donde estéis…

5 comentarios:

janys dijo...

Hola Carlos; antes de comentarte tu estrada, dejame decirte que te agradezco volver a poner el espacio para comentarte; estuve pensando bastante, cómo hacerle para comunicarme contigo y hacerte saber de alguna forma que había leído tus comentarios a mi blog. Bueno, esto que relatas es algo que a cualquiera nos puede pasar, sobre todo con gente de otro país o lugar que quiere darnos a conocer que no es de algún sitio. Considerp que lo manejaste a la perfección. Yo también te deseo un buen día, o tarde, según el momento que leas este comentario. Estoy romántica? es que me encuentro enamorada, todo el tiempo es así, enamorada del amor, de mi patria, de mis hijos; espera la entarda al respecto. Te mando un beso y qué bueno tu regreso. Hasta pronto.

janys dijo...

Disculpa, usé bastante la palabra comentario, prometo tener una mejor redacción en otro momento.

Esperanza dijo...

Ves Carlos? hasta Jany ha sufrido tu maldad de quitar comentarios ¡ESO NO SE HACE!!! La música está divina me quedaría enganchada....

Gregorio Toribio Álvarez dijo...

Para los pesados ésos, se le explica cómo es la gente de Barcelona de la siguiente manera:

Jordi Puig Cervera: es un tipo muy agradable que trabaja de albañil en una obra en Las Ramblas.

Josep Carreras Albiol: éste es el panadero al que le compra Jordi.

Joan Manuel Gutiérrez Barceló: es primo de Joseph y le encargó reformas en el salón a Jordi.

Ana Claramunt Izquierdo: es militante de CiU, cuñada de Joan Manuel y está liada con Jordi aunque Josep calla celosamente.

Y así sucesivamente. Cuando vayas por 1500 barceloneses te aseguro que el pesado habrá desaparecido sin efusivas despedidas ni abrazos.

Emma dijo...

¡¡Mira que hay gente en Barcelona!! Pues te fue a tocar a tí..jajaja..
Ya ves, ¿Que le tenías que decir? Es tu cuidad... ¡¡Hay cada plasta por el mundo!!
Besos nocturnos con abrazo.