viernes, 9 de octubre de 2009

¡¡Ya tenemos Gárgola!!

Aunque cumplían funciones decorativas y simbólicas, su principal tarea era desviar el agua de la lluvia para evitar la erosión en los edificios.




Un vecino se trajo a nuestra comunidad una gárgola, color verde, feísima, para decorar nuestra fachada, y al mis tiempo canalizar los aguaceros que caen sobre nuestra azotea cuando llueve

Ya le hemos dicho que ahora busque un estuche para matar vampiros, y también una pistola con balas de plata para decorar el rellano de la escalera.

En la comunidad somos como una familia…o sea una bola de individuos medio normales que no nos hacemos la vida imposible uno al otro, si uno quiere gárgolas, pues vale, esta bien…jajaja.

Y bueno…ya sabéis que muchas veces llegas a tener familia no por lazos sanguíneos sino por lazos afectivos, que en muchas ocasiones suelen ser más fuertes que algún lazo sanguíneo…Y sí, tengo conciencia de pertenecer a una de estas familias medio locos pero, pero buenísimos

Creo que las decisiones importantes se toman entre toda la comunidad, al menos así es como lo estamos haciendo en la nuestra, aunque a veces se alborotan y quieren hacer las cosas con sus pistolas…pero es ahí donde yo protesto para que se me tome en cuenta jeje.